Que el Amor nos salve

Que el Amor nos salve

“Si nada nos salva de la muerte, al menos que el amor nos salve de la vida” Pablo Neruda.

El amor a uno mismo es la mayor aventura que emprendemos a lo largo de nuestra vida. A veces tardamos más, otras veces menos… pero ése, es el gran punto de inflexión en nuestra vida.

¿Cómo saber lo que te hace bien, lo que te alegra, lo que te nutre, lo que te causa tristeza? Sino te miras con amor, si no amas lo que habita en ti sin condicionamientos, si no te escuchas…


¿Cómo saber de qué disfrutas si no te permites disfrutar?


¿Cómo comprender que nunca estás solo si no te regalas tiempo para ti?


¿Cómo saber si estás vivo si no vives tu vida plenamente?

Y entonces un día nos encontramos con otro, alguien muy parecido a nosotros, con sus dudas e inseguridades a flor de piel, y tratamos de experimentar en él todo el amor que somos pero que nunca nos dimos a nosotros mismos…


El resto de la historia la conocemos todos, en mayor o menor medida.

¿Cómo saber que necesita el otro, si antes no te abres a tu propia necesidad?


¿Cómo llegar a puntos de acuerdos comunes sino conoces cual es tu limite?


¿Cómo amar la libertad del otro si no aprecias tu propia libertad?


¿Cómo amar sus particularidades, sus bellísimas particularidades, si no amas las tuyas?

El camino compartido nunca deja de ser un camino individual, miramos con nuestros ojos, caminamos con nuestros pies y besamos con nuestros propios labios. Cuando comprendemos esto, la coherencia encuentra su hogar en nuestros corazones y ya no existen las contradicciones ni las luchas, porque el camino compartido es tan rico y tan maravilloso, que podemos incluso intuir qué está pasando más allá de nosotros mismos…

Feliz y consciente día del Amor.

Mariela Mazza



  1. Avatar LOLA PRIOR BRAVO Says: febrero 28, 2020 at 9:06 pm

    Pues hablamos mucho de amarnos a nosotros mismos, de que no seremos capaces de amar a los demás si no nos amamos nosotros. Discrepo, descubres y aprendes a quererte mejor cuando trabajas en equipo, es un lujo, un privilegio, lo contrario es un engaño a nosotros mismos, una justificación a nuestra soledad. Tú como sabes que lo estás haciendo bien si no recibes le feedback de otro? ¿no es más enriquecedor comunicarte, sentarte frente a alguien a quién quieres, abrirle tu corazón, mostrarle tus inseguridades, decirle como crees que debes quererte pero no sabes si esa forma, te enriquece o te empobrece, te da luz o te apaga. HE SIDO INDEPENDIENTE, INDIVIDUALISTA, CREÍA QUE LO SABIA TODO DE MI Y ERA CIERTO, EN MI ESCENARIO, EN MI HISTORIA. Pero se trata me cambiaron la historia y me sentí frágil quise trasladar mis fortalezas y me estrellaba continuamente, estaban fuera de lugar, me enfadé con el mundo conmigo misma, me rompí y enfermé gravemente, me había perdido dentro de mi misma, no podía quererme porque no me reconocía, no sabía quién era,me buscaba y no me encontraba, había perdido la conexión conmigo misma. muchos años, mucha ayuda profesional, mucha voluntad y la fórmula definitiva el amor de alguien, que no sabe o no se da permiso para reconocer que me lo ha dado, por miedo a las consecuencias, que ya le digo desde aquí, solo una y maravillosa orgullo de poder querer así y te abras a dar ese amor en coherencia, no a salto de mata como en el periodo experimental e inconsciente, con un hilo conductor y poniendo una distancia amable y coherente, para evitar posibles desordenes, en los mensajes que recibe el que se sienta al otro lado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.