Terapia de Interacción Recíproca

Terapia de Interacción Recíproca


“Tengo esperanza firme en ti, te admiro y te apruebo, con la seguridad de que puedes ser tal como eres”

En la investigación realizada por Roberto Aguado para crear su “Terapia de Interacción Recíproca” hay una serie de preceptos importantes que ayudan a comprender la creación de los conflictos que nos limitan y nos evitan ser lo que deseamos ser, es decir lo que somos.

El ser humano tiene unas necesidades básicas tanto a nivel biológico como psíquico. Cuando estas necesidades básicas no son conseguidas el ser humano entra en un programa de peligro vital que está encaminado a hacer lo posible para conseguir eso que necesita, ya sea alimento, calor, protección o el cariño y el afecto que al bebé le aseguran que será alimentado y protegido. Sería algo así como “si me quieren no me abandonarán y si no me abandonan estaré seguro y sobreviviré”. Pero si no existe el afecto entonces podrían abandonarme y si el bebé es abandonado muere (el bebé todavía no sabe nada de los Servicios Sociales).

Por otro lado, el bebé en crecimiento aprende los esquemas básicos, esos aprendizajes sobre si mismo y el mundo, que luego serán su guía para manejarse en él, de las personas que están a su alrededor y su relación con ellas. Esto ocurre especialmente en los primeros momentos de su vida en los que el continente del conocimiento está más abierto al estar vacío y necesitar llenarse para poder interaccionar con el mundo. Roberto Aguado denomina personas referenciales básicas, normalmente los padres aunque puede ser otra persona, a aquellas personas importantes para el niño en esos momentos fundamentales de su vida en los que es tan dependiente de los demás para sobrevivir.

“La relación posterior con esta persona referencial básica es fundamental y esencial para la formación del autoconcepto del sujeto, por lo que si en este vinculo hay algún tipo de rotura, carencia o accidente, el sujeto puede tener mellado su autoconcepto, y por lo tanto su equilibrio. La persona referencial básica también puede ser alguien que represente una institución o un ideal.
La persona referencial básica será entonces ese espejo donde el sujeto se mira y donde puede encontrar admiración o repudio. El autoconcepto esta condicionado por esta relación en espejo, de tal forma que si la persona referencial básica otorga lo que denominamos confianza básica, trasmitiendo al sujeto algo parecido a: “Tengo esperanza firme en ti, y te apruebo, con la seguridad de que puedes ser tal como eres”, el autoconcepto será muy positivo, el sujeto podrá admirarse, ya que su persona referencial básica, le mira y le contempla con aprobación. Al sentirse admirado el sujeto puede admirarse”
comenta Roberto Aguado en su decálogo de la Terapia de Interacción Recíproca.

Pero si esto no se produce entonces el sujeto vivirá dentro de un desajuste emocional, un desequilibrio, en el que la supervivencia no estará asegurada y todos sus esfuerzos irán encaminados a conquistar esa admiración que le permita sentirse seguro. Ese desequilibrio, ese miedo y esos esfuerzos serán los que provoquen sus sintomas que luego interpretaremos como una enfermedad psicológica, ansiedad, depresión , anorexia… Así por ejemplo, el niño puede construir el pensamiento inconsciente “no me quieren porque no soy suficientemente bueno, si lo hago mejor me querrán” y dedicarse a tratar de conseguir esa fantasía de ser mejor para asegurar el cariño de los demás. Este pensa-miento afectará enormemente en su vida porque será una creencia que formara su autoconcepto, como la persona se ve, basado en el precepto “no soy demasiado bueno” o “tengo que hacer cosas por los demás para ser querido (y por tanto sobrevivir)”.

Los aprendizajes que se hacen en esos primeros años de vida se graban en unas estructuras muy básicas del cerebro, zonas del sistema límbico, ya que la corteza cerebral (el pensamiento lógico e inteligente) todavía no esta mielinizado (la sustancia necesaria para que las neuronas se conecten entre si). Y como en el sistema limbico no existe presente, pasado y futuro (eso son capacidades de la corteza) pues todo lo que se quede allí inscrito se vivirá siempre en presente, aunque ya no sea un niño dependiente mi sistema limbico seguirá teniendo exactamente la misma grabación que cuando lo era y la misma sensación de peligro vital si percibo que los demás no me quieren (me muero). Por otro lado como las investigaciones neurológicas indican que “800 milisegundos antes de tomar una decisión (racional) se han desencadenado potenciales eléctricos en zonas límbicas del cerebro” (Benjamín Libet) y de ahí nuestro precepto de “la emoción decide y la razón justifica”, ochocientos milisegundos antes de que nuestro cerebro racional tome una decisión nuestro cerebro limbico está reaccionando y si allí está grabado “no soy suficientemente bueno” o “tengo que agradar a los demás para sobrevivir” todas mis decisiones estarán mediadas por esas instrucciones de las que no soy consciente pero que están manejando mi vida, e incluso me hacen creer que yo soy así y siempre lo he sido aunque eso que supuestamente soy no me haga sentir bien o esté arruinando mi vida.

Por eso la psicoterapia debe consistir en ir a esas grabaciones del sistema límbico, completamente inconscientes, y grabar hoy allí un mensaje diferente del tipo “está bien ser como eres y estas seguro siéndolo” para que las personas puedan ser libres de elegir su destino y no sean esclavas de los mensajes que recibieron, o más bien interpretaron, de su relación con su persona referencial básica. Por eso es tan importante para nosotros lo que ocurrió en la infancia y por eso tenemos la firme creencia de que las personas pueden ser lo que desean ser, y por tanto lo que son, en cuanto puedan liberarse de esos mensajes de peligro vital grabados en zonas muy básicas de su cerebro.

Así que si, tenemos esperanza firme en ti, te admiramos y te aprobamos, con la seguridad de que puedes ser tal como eres. Porque, sin duda, TÚ PUEDES.

Información sobre formación en Terapia de Interacción Recíproca o sobre terapeutas de esta orientación en www.institutoeuropeodepsicoterapia.com



  1. Deberían hablar,informar… USAR más este tipo de terapia, estoy segura de que funciona.
    TODOS sufriríamos muchísimo menos, aunque creo que da un poquito de “yuyu” a la gente, alguna vez hablé de esto y la gran mayoria siente miedo al ser un tema desconocido…claro.
    Estaría bien eso de que TODOS tubiésemos esperanza firme en TODOS, admiráramos y aprobáramos, con la seguridad de que podemos ser tal y como somos. Sería más fácil.
    Sin duda…GRACIAS ANTONIO TU SI QUE PUEDES.

  2. buen resumen

  3. Dudas:
    “800 milisegundos antes de tomar una decisión (racional) se han desencadenado potenciales eléctricos en zonas límbicas del cerebro”

    Si esto es así, cómo conseguir que sea el córtex quien se adelante a las órdenes que el sistema límbico da a todo nuestro organismo?

    Supongo que “regrabando” en el sistema límbico, pero ¿ese trabajo tiene efectos en una situación que entendemos como peligro ininente? Una vez regrabado los nuevos mensajes ¿hay posibilidad de que los antiguos miedos se reactiven en una situación de crisis?
    Gracias por las aclaraciones por anticipado.

  4. Este tema ha sido expuesto demasiadas veces en este blog.
    Me abstengo de hacer comentario alguno.

  5. Anonymous Says: abril 15, 2010 at 9:30 am

    Cuando nos damos permiso para evolucionar como humanos, con la confianza y seguridad de que nos merecemos lo mejor, que somos amad@s y dign@s, que el cosmos es abundante, que la tierra es generosa, y que recibimos lo que damos, los miedos existenciales que nos han frenado hasta ahora desaparecen y dejan espacio a una sensación de la unión sagrada con todo.

    Estamos acostumbrad@s a escuchar nuestro ego inferior que desea la seguridad de lo conocido, que quiere controlarlo todo, que produce miedos a base de las malas experiencias, muchas veces de otras encarnaciones, que nos limita y que está en contra de cualquier cambio. Lo repito, porque es esencial para entender por qué el cambio está llegando tan lento. El ego inferior vive en nuestro cerebro reptil. Tod@s lo tenemos. Nos ha acompañado desde hace milenios. ¡Ojo! Observad esta voz que os quiere comer el coco para evitar los cambios.

    Claro, si pides un cambio, tienes que estar abiert@ a la forma en que se va a presentar. En un campo cuántico que se comunica con otros campos cuánticos, no puedes determinar ni el momento, ni el camino, ni la velocidad o intensidad. O sea, cero control sobre cómo se ejecutará tu pedido. Antiguamente esto se llamaba “milagro”. Sé receptiv@ y ten confianza que tu equipo de apoyo sabrá lo que es adecuado para ti.
    El ego inferior no sabe lo que es la confianza, por eso te llamará “tont@”, o algo parecido, y te dirá que se van a aprovechar de ti, o que vas a morir. Con la felpa frontal tenemos una herramienta para calmar esta voz. (Véase “El Baúl de las Soluciones”, p. 69.)

    Por suerte sabes que más puedes hacer en pocos minutos: Por ejemplo, respirar luz, expandir tu campo energético, practicar EFT, y acordarte de quien eres: un ser de luz, un ángel en la Tierra. Siente la paz y la alegría, y vive tan plenamente como puedas. Es la única manera de enseñarle al ego inferior que se está equivocando, y que los tiempos están realmente cambiando. Entonces se calmará. Pero eso es todo un proceso, el ego inferior tiene millones de años vigilando y garantizándonos la supervivencia. Invítale a un helado y ten una conversación de agradecimiento e instrucción con él. A ver si consigues que se ria de si mismo.

    Gracias a mi amiga Friederike Elisabeth Steinhagen por haberme hecho llegar estas palabras, que he querido compartir con vosotr@s.

    Sed felices!!

    JADE
    Gra

  6. Interesante el comentario de Anónimo,Friederike Steinhagen, su libro El baúl de las soluciones,EFT… Ojee algo en Internet PERO…me gustaría tu opinión y la de TODOS.
    Gracias a todos.

  7. luciernaga, EFT es una buena solución para algunas cosas. Yo lo aprendí con Antonio y lo he trabajado con pacientes con muy buenos resultados. Pero en combinación de un trabajo más intenso, a mi me va bien.

    Antonio, cuentale a Nakrama lo de EMDR, eso si que es para alucinar y creo que responde a su pregunta de “regrabar”

  8. Lara, qué técnico se está poniendo el debate. Creo saber de qué va lo del EMDR, más que regrabar, es una técnica que ayuda a terminar de archivar un recuerdo que se quedó ahí, estancado, como una especie de nudo psicológico, sino tengo mal entendido. Corregidme si no es así, por favor. Y lo que pregunto concretamente es, si a pesar de haber resuelto dicho nudo y las sensaciones negativas asociadas que impiden que se pueda ver como algo ya pasado,si se recrea una situación de caracterísiticas similares o que el paciente puede interpretar como tal (no sé, un ejemplo, un síndrome confusional que se puede desarrollar en el contexto de una hospitalización), puede desencadenar que la persona reviva el trauma y traiga a su mente todas esas sensaciones anteriores.

  9. Anonymous Says: abril 16, 2010 at 9:40 am

    Para Luciérnaga:
    “El Baúl de la Soluciones”
    Es un libro de autoayuda pequeñito, pero práctico, un poquito de teoría y ejercicios fáciles. Lo puedes ojear en alguna librería.
    Y Friederike es una excelente mujer, y una gran profesional. Yo he tenido el placer de disfrutar de algun de sus taller, y no tienen desperdicio; Por ejemplo, las Constelaciones familiares grupales,me ayudaron mucho

    JADE

  10. Anonymous Says: abril 16, 2010 at 10:49 am

    a NAKRAMA:

    En 1997, Murray Stein de la Universidad de California en San Diego, encontró en 21 mujeres que habían sufrido abusos sexuales, que el volumen del hipocampo izquierdo estaba reducido en su tamaño, y que existía una correlación significativa entre la intensidad de sus síntomas psíquicos (depresión e irritabilidad) y la reducción del tamaño del hipocampo. En el año 2001, Martín Driessen del Gilead Hospital en Biefeld, Alemania, confirma las reducciones del tamaño del hipocampo y de la amígdala en mujeres adultas que sufrían de personalidad limítrofe y una historia de maltrato infantil.
    Bién, según me explicó el sicólogo que me practicó EMDR, es ese exceso de malos recuerdos en la amigdala, el que hace que cualquier situación “leve” se convierta en una tragedia y sea muy dolorosa, viviéndo casi en una depresión continua o al borde de la misma.
    A mi me funcionó. Con un par de sesiones fue suficiente; Aunque tengo que reconocer que revibir muchos recuerdos de hechos que desconocía haberlos pasado, no resultó agradable. Más mereció la pena.

    “Cualquier terapia que te sirva es útil”

    Sed felices!!

    JADE

  11. Hace unos cuatro años,un par de veces,la sensación que tuve después de la segunda sesión,fue muy extraña: de vació,
    desesperanza…
    Miraba dentro de mi, sentía que me había conformado con tan poquito,realmente me había olvidado de mi,era muy triste verte ,sentirte extraña,¿como una persona puede sentir miedo y asustarse de si misma?.Este fue mi tema,agarrado y derivado a no poder conducir,bueno bastante complicado…
    A mi EMDR me vino genial, de ser incapaz de coger el coche por taquicardias,de un día a otro pase a cogerlo.
    Nakrama yo si te puedo decir que después de casi cinco años, no he tenido ningún tipo de crisis fuerte, no lo supere del todo estoy segura: cobardía, conformismo…
    Pongo limites.Cuando traté este tema, es cierto que pensaba, me conformo con solo conducir hasta Estepona y alrededores (por mi trabajo) igual tiene algo que ver esos limites dentro de mi. No he vuelto a tener ni peores sensaciones que las que tuve, ni parecidas, alguna vez LEVEMENTE aparece está ahí, pero merece la pena.yo cada día voy de Marbella hasta casi Estepona conduciendo (no soy capaz de ir a Madrid),”mis propios limites”.Esto lo hago después y Gracias a EMDR?

    Anónimo,Lara muchisimas Gracias.

  12. EFT, EMDR, constelaciones familiares… son técnicas muy validas aplicadas en la situación adecuada, pero no dejan de ser eso, técnicas.
    La semana pasada daba un curso titulado “Nuevas técnicas para pacientes difíciles” en el Colegio de Psicólogos de Extremadura en el que enseñaba a utilizar básicamente estás técnicas y otras, PNL, hipnosis ericksoniana… y hay más estratégica, silla vacía, memoria célular… pero lo que quiero transmitir en este post y, lo que intenté recalcar concienzudamente en el curso, es que las técnicas necesitan un modelo para lograr su máxima eficacia. Tras formarme en muchos, terapia cognitiva, sistémica, gestalt, psicoanálisis… encontré en la Terapia de Interacción Recíproca el modelo más ajustado y que más me permite entender el conflicto que provoca el malestar en el paciente y la guía para ayudarle a superarlo.

    El consejo que damos desde Avatar Psicólogos es que huyáis de cualquier terapeuta que base su terapia en técnicas en vez de en un modelo integrador del ser humano, creemos que eso es lo que mejor funciona y todos nuestros profesionales están comprometidos en saber cuantas más técnicas mejor para después poder aplicar la que mejor se adapte al paciente.

    Ni EMDR funciona siempre, ni EFT, ni ninguna, así que es nuestra responsabilidad el saber el mayor número posible para siempre poder tener una herramienta que nos ayude a acompañar al paciente en su camino de superación.

    En cuanto a tu pregunta Nakrama, el objetivo es grabar nuevas memorias de seguridad en sistema limbico para que este no entre en un programa de “peligro vital” que impida las conexiones y el control cortical. Limpiando la amígdala y regrabando seguridad donde antes había peligro se consigue que nuestra parte cortical sea la que gobierne y el sistema limbico solo salte en situaciones de peligro real, donde es necesario.

    Un saludo y gracias a todos por vuestras aportaciones

  13. Hola, amigos, aquí estoy otra vez.
    Con tantos dimes y diretes me estoy haciendo un lío del que no puedo salir.
    Creo haber entendido algo sobre una nueva terapia.
    Deben haber muchisimas terapias a aplicar en estos casos, pero los recuerdos que tenemos en la mente, seal cual sea su lado, siempre están ahí, suyacentes.
    Creo que lleváis razón al decir que si vemos algo similar a lo que hemos pasado, esos recuerdos se reviven, pero a veces no hace falta eso que vuelvan, si pensamos en nuestro pasado, que es nuestro por y para siempre, siempre reordaremos los momentos que hemos vivido, tato los felices como los infelices, aunque no queramos, los recuerdos vienen cuando pasamos malos momentos, como me ha pasado hace poco tiempo.
    No sé si me expresado bien o si no he entendido el contexto de la entrada,pero me ha gustado mucho el debate que se ha generado con ella, con estos debates aprendemos mucho unos de otros.
    Un beso a todos, y gracías por vuestros comentarios, que han enriquecido la entrada.
    Para Avatar,felicidades por esta gran entrada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *